Próxima etapa del paquete de ayuda: pagar los salarios
1
 Home Regístrese
Buscar
Servicios y atención de la Municipalidad durante el asueto sanitario
Epre

Contenido
Home
Portada
Gobierno
Paraná
Nacionales
Derechos Humanos
Provinciales
AGMER Central
Referecia
_
Contáctenos
veterinaria
frigocarne
servijur

Medida para garantizar la paz social
Próxima etapa del paquete de ayuda: pagar los salarios
 
Ver imagen

Miguel Ángel Pesce.

Habilitarán los $320.000 M disponibles a partir de la liquidación de las Leliq y la baja de encajes. Se acelerarán préstamos vía cheques y nóminas salariales.

 Envíenos su consulta o comentario. |  Enviar esta noticia por email Recomendar esta noticia
Fecha:25/03/2020 9:10:00 
Texto completo de la noticia  
 
Reducir Ampliar

Terminada la etapa más urgente, de atender a los sectores más postergados y, como tal, más proclives a ser las primeras víctimas de la pandemia en la Argentina, el Gobierno de concentrará hoy en una urgencia inminente: que la mayoría de los trabajadores en relación de dependencia del país puedan cobrar sus sueldos lo más cercano posible a en tiempo y forma. La primer medida comenzará a operar hoy con la habilitación de parte del clearing bancario, siempre y cuando tenga como destino completar la nómina salarial de los privados. Las segundas medidas serán apurar el otorgamiento de los créditos bancarios habilitados por el Banco Central, destinados únicamente a las pequeñas y medianas empresas pero que, eventualmente, podrían extenderse a compañías de mayor tamaño. La instrumentación será a través de los bancos, y se buscará que sean las entidades donde habitualmente los privados trabajan para liquidar salarios donde los préstamos se habiliten.

El propio Alberto Fernández le dio la orden tanto a su ministro de Producción, Matías Kulfas, como al presidente del Banco Central, Miguel Pesce, para que las personas reciban sus salarios lo más cercano posible a los tiempos habituales ya que políticamente se considera que será fundamental para la tranquilidad general ver que en el primer mes de liquidación de sueldos en tiempos de cuarentena, el dinero está en las cuentas igual que siempre.

El objetivo oficial es que los fondos para ambos mecanismos, provengan de la intención de liberar a los bancos unos $320.000 millones a través de la liquidación de las Leliq existentes y la suba de los encajes bancarios. Este dinero debería volcarse de manera inmediata a la liquidez de los bancos públicos y privados, los que, en teoría rápidamente, tendrían que comenzar a trabajar con sus clientes para que haya líneas de préstamos a tasa de 25%. Y, si se puede, menor.

Según anunció ayer Miguel Pesce, se está revisando la suspensión del uso de cheques dispuesta el jueves de la semana pasada, para evitar el rompimiento de la cadena de pagos pero con el único objeto que las empresas puedan disponer del efectivo para liquidar salarios. Varias empresas de todo tipo, tamaño y sector, se habían comunicado de todas las maneras posibles con el titular del Banco Central, para avisar que si estos cheques no se acreditaban, sería imposible completar el dinero necesario para poder cubrir la nómina de salarios a liquidar desde la semana que viene cuando comience abril. El argumento es sólido.

La contabilidad general de una empresa está armada para que los últimos días de cada mes, algunos cheques sean preparados a cobrar o para completar el dinero necesario con fondos previamente existentes, o para diseñar la estrategia financiera de armado de toda la cartera. El anuncio de la suspensión del clearing para la última semana de marzo, cayó como un bombazo para esta estrategia normal.

La idea que está pensando el BCRA, será que la presentación de los cheques ya depositados, pueda ser habilitados para el acceso de los préstamos que el Central quiere reglamentar lo más rápido posible, para que los bancos puedan direccionar los $320.000 millones que se volcarán al mercado desde hoy. Según lo que había dispuesto el Gobierno, y reglamentado el BCRA el jueves pasado, las actividades consideradas prioritarias y afectadas por la crisis deberían ser las primeras en recibir los créditos subsidiados, con tasas de interés del 25%. Entre otros rubros se menciona que estarán amparados servicios de salud, alimentos, bebidas, insumos médicos, higiene personal, tecnología y transporte incluyendo en todos los casos a sus proveedores.

La primer línea que será habilitada se concentrará en las liquidaciones salariales. Para esto las empresas deberán presentar en los bancos donde se realizan habitualmente el pago de los sueldos para que la entidad pueda disponer de la entrega del dinero. En el caso de los cheques depositados que no serán cubiertos hasta la semana que viene por la veda impuesta por la cuarentena, las mismas líneas podrían ser utilizadas para la cobertura de esos documentos para que así las empresas tengan el efectivo. En este caso de cambios de cheques, no debería haber limitaciones de sector con problemas o no, y será criterio de cada banco el de liberar el dinero a un cliente.

Para que el menú de tomadores potenciales de estas líneas se agrande, el BCRA había dispuesto también el jueves pasado flexibilizar los criterios de deudores bancarios. Según lo que fija la nueva norma, “teniendo en cuenta el actual estado de emergencia sanitaria y económica, el Bancos Central resolvió, a través de la Comunicación “A” 6938 que, desde el 20 de marzo de 2020 y hasta septiembre de 2020, a la clasificación de cada deudor se le añadirán 60 días de plazo para los niveles de clasificación 1, 2 y 3 (hasta antes de la mencionada comunicación, los plazos de mora para cada situación eran: situación 1: Atraso en el pago que no supere los 31 días situación 2: Atraso en el pago de más de 31 y hasta 90 días desde el vencimiento y situación 3: atraso en el pago de más de 90 y hasta 180 días)”. El plazo para esta recalificación de acelerará, para que ya la próxima semana los morosos que hoy estén hasta en categoría 3 puedan volver a 1 y así acceder a las líneas de crédito, siempre y de manera excluyente, se destinen al pago de sueldos y no para otro fin. Para esto, la norma obligará a las entidades financieras a ser ellas las que liquiden en las cuentas salarios el dinero.
 Home
www.lambdasi.com.ar
E-mail
y reciba periódicamente nuestras últimas novedades...




IAFAS

ATE

ronchi




paranainferiores